Rocío Sánchez-Carpintero e-mail(Inicie sesión) , M. Suárez e-mail(Inicie sesión) , M. Martín e-mail(Inicie sesión) , C. Reynoso e-mail(Inicie sesión)

Contenido principal del artículo

Autores/as

Rocío Sánchez-Carpintero e-mail(Inicie sesión)
M. Suárez e-mail(Inicie sesión)
M. Martín e-mail(Inicie sesión)
C. Reynoso e-mail(Inicie sesión)

Resumen

216
Los trastornos del sueño son un problema prevalente en la atención  primaria infantil. La alteración de la calidad y de la cantidad del  sueño puede tener repercusiones físicas y cognitivas en el niño.  

El Síndrome de Apneas Obstructivas del Sueño (SAOS) es un proceso  que se produce como consecuencia de una obstrucción prolongada  (durante al menos 10 segundos) de la vía aérea superior. Puede dar  lugar al desarrollo de alteraciones físicas y cognitivas. Sus manifestaciones  clínicas son sutiles en la niñez. La polisomnografía nocturna  es la técnica recomendada para diagnosticar los trastornos del  sueño. Se han sugerido otros métodos, que pueden servir como  "screening" para el estudio del SAOS. Existen tres tipos de abordaje  terapéutico: el quirúrgico, el médico y el farmacológico. Dado que la  principal causa de SAOS en los niños es la hipertrofia adenoamigdalar,  la adenoamigdalectomía es el tratamiento más utilizado. Es importante  realizar un seguimiento a largo plazo de los niños con SAOS,  con el fin de detectar recidivas del cuadro clínico en la adolescencia  o en la edad adulta.  

Palabras clave

Síndrome de apneas obstructivas del sueño, Sueño, Trastornos respiratorios. Polisomnografía, Alteraciones cognitivas, Déficit de atención e hiperactividad

Métricas





Search GoogleScholar


Detalles

Detalles del artículo

Sección
Artículos de revisión