Oscar Fernández Hidalgo e-mail(Inicie sesión) , J. M. Aramendía e-mail(Inicie sesión) , G. Alonso e-mail(Inicie sesión) , J. G. Foncillas e-mail(Inicie sesión) , A. Brugarolas e-mail(Inicie sesión)

Contenido principal del artículo

Autores/as

Oscar Fernández Hidalgo e-mail(Inicie sesión)
J. M. Aramendía e-mail(Inicie sesión)
G. Alonso e-mail(Inicie sesión)
J. G. Foncillas e-mail(Inicie sesión)
A. Brugarolas e-mail(Inicie sesión)

Resumen

42
se presentan los resultados de dos estudios secuenciales, el primero con dosis altas de interleuquina-2 en infusión intravenosa continua y el segundo con IL2 subcutánea e interferón alfa (IFN alfa), en pacientes con melanoma y carcinoma renal metastásicos en la Clínica Universitaria de Navarra.

En el estudio de dosis altas de IL2 en infusión continua se administraron 18 x 1 os Ul/m2/día de IL2 en infusión continua de 5 días por semana durante 2 semanas. Se trataron 22 pacientes y se observaron 3 respuestas objetivas (13,3%). La toxicidad fue severa y frecuente, requiriendo reducción de dosis en todos los casos menos en uno. La tasa de mortalidad fue 9% (2/22). En el ensayo de IL2 subcutánea e interferón, IL2 se administró a dosis de 4,8 x los Ul/m2/día , 5 días a la semana durante 3 semanas consecutivas. La dosis de IL2 se administró cada 8 horas el primer día y cada 12 horas el segundo día a modo de inducción. lnterferon alfa se administró por vía subcutánea a dosis de 3 x 1 os Ul/m2/día los días 1, 3 y 5 de cada semana durante el tratamiento de IL2. Entre los 24 pacientes tratados con esta combinación hubo 3 respuestas parciales (12,5%) y la toxicidad fue baja o moderada. Los resultados sugieren que la IL2 sola o en combinación con IFN alfa es poco activa y que la mejoría en la tolerancia podría disminuir su actividad antitumoral.

Palabras clave

Inrerleuquina, 2-lnterferón, alfa-Melanoma, carcinoma renal

Métricas





Search GoogleScholar


Detalles

Detalles del artículo

Sección
Trabajos Originales
Biografía del autor/a

Oscar Fernández Hidalgo, Universidad de Navarra. Clínica Universitaria Avenida Pío XII, 36

Pamplona